Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener información y realizar análisis estadísticos sobre el uso de nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información en la página sobre las cookies.

Entendido

Noticias

El dominico Fr. Antonio Rafael Medialdea Villalba ordenado presbítero

21 de Septiembre de 2020 ordenacion-presbiteral-antonio-rafael

  El sábado 19 de septiembre, el fraile accitano Antonio Rafael Medialdea Villalba recibió de manos del obispo Mons. Ginés García la ordenación presbiteral, en una ceremonia celebrada en Madrid a la que asistieron pocos familiares, compañeros y amigos del dominico a causa de las restricciones de aforo existentes por la crisis sanitaria, pero que siguieron más de 500 personas online.

  En la homilía, Mons. Ginés comenzó saludando al Prior Provincial de los dominicos, a los sacerdotes y a la comunidad de dominicos, a Fr. Antonio Rafael y su familia, a los hermanos ortodoxos de la Iglesia Griega allí presentes, a las Hijas de María Madre de la Iglesia, a los miembros de la Institución Teresiana y a todos los presentes.

La llamada es encarnación del sueño de Dios

  El Obispo explicó que la llamada de Dios a un hombre no es el fruto de la casualidad o del cálculo divino, «no mira la eficacia ni se fundamenta en los dones del llamado. La llamada es encarnación del sueño de Dios. Estamos llamados y destinados antes de todos los tiempos. Así se lo dice al Profeta: “Antes de formarte en el vientre te elegí. Antes de que salieras del seno materno te consagré, te constituí profeta de las naciones”. El papa Francisco ha expresado bellamente esta realidad al recordarnos que no tenemos una misión, sino que cada uno somos una misión».

ordenacion-presbiteral-antonio-rafael-01

  Don Ginés indicó a Antonio Rafael que tras la ordenación dejará de pertenece a sí mismo, para pertenecer a Dios y a su Reino. “La imposición de manos del Obispo y la oración consecratoria te configuran como Cristo, cabeza y pastor de la comunidad, a la que se une tu consagración religiosa en el carisma de Santo Domingo de Guzmán. Tu vida tiene que ser reflejo de esa configuración con Cristo, que es mucho más que imitación de su estilo. Es identificación, hacer tuya su vida y también su destino”.

Predicar es volver al Evangelio cada día

  Ginés, que hizo muchas referencias a la historia y la vida de la Orden de Predicadores durante la homilía señaló que “predicar es volver al Evangelio cada día. La reforma de la vida solo vendrá de la vuelta al Evangelio, de la vuelta a la persona de Jesucristo y a su misterio, que nos devuelve la esperanza para sembrarla en un mundo que se cree poderoso, pero que ha perdido en tantos sentidos el don de la esperanza”.

Hay que seguir

  Tras la eucaristía, el nuevo sacerdote tuvo unas palabras de agradecimiento que comenzaron así: “Hay que seguir. Tres sencillas palabras que puede mostrar ánimo, aliento, perseveranza. Hay que seguir, el consejo que damos en los momentos difíciles, cuando todo se pone en nuestra contra. Pero para mí, como aprendiz, hace ya muchos años rodeado de grandes hermanos es toda una filosofía de vida. Porque es verdad, hay que seguir. Gracias a esa filosofía de vida, a saber que Dios se ocupa de todo y a todas las personas que ha puesto en mi vida hoy estoy aquí”.

  Para concluir, el prior provincial de la Provincia de Hispania, Fr. Jesús Díaz Sariego, dirigió unas palabras a Antonio Rafael: “Solo quisiera decirte que, como decía la Lectura, seas siempre fiel a la vocación que has recibido. Si eres fiel a la vocación que has recibido permanecerás en el amor de Dios”. Por último, Fr. Jesús dedicó también unas palabras de agradecimiento, destacando la presencia del Obispo y la relación de los dominicos con otra familia religiosa, como son las Hijas de María, gracias a la hermana del nuevo sacerdote.